Friday, September 18, 2009

Cochorit


La foto es realmente de la playa de Cochorit.

La verdad era bueno vivir cerca de la playa... como les platicaba en verano íbamos cada semana.

Recuerdo un día en que fuimos con mi abuelita, el cielo azul, sin nubes... de pronto vimos cómo una raya negra en el cielo que se acercaba rápidamente, como si una sábana negra se extendiera a toda velocidad... y mi mamá le estaba ayudando a mi abuelita a quitarse el vestido, pues bajo él llevaba su traje de baño... fué tan repentino el que llegara aquello, que no era lluvia, era aire, pero un aire horrible, pero como estábamos en la playa, levantaba la arena y nos golpeaba con furia inaudita, lo único que podíamos hacer era hacernos bolita pera que no nos pegara tanto y mi abuelita medio agachada, con el vestido encima de la cabeza volándole... todavía después de muchos años cuando lo recordábamos se moría de la risa... de verdad era comi quísimo verla asi y a mi mamá desesperada queriéndole quitar el vestido pero con aquel viento tan fuerte y lleno de pequeñas piedritas pues ya se podrán imaginar! :D

En otro ocasión estábamos con mi papá ya en la noche dentro del mar... yo me puse a flotar de "muertito" muy rico, pues no había oleaje y el mar estaba muy calmado cosa que sucedía ya tarde, durante la noche y muy temprano... yo muy tranquila flotaba de aqui para allá muy quitada de la pena, cuando en eso ya me cansé y me incorporé... con espanto vi que estaba yo sola en aquella negra mounstrosidad!!... patitas pa' que te quiero, corrí a la playa y le dije a mi papá... cómo es que se salen y no me avisan!! y me pregunta... ¿en dónde estabas?... pues con ustedes!! y en eso suelta la carcajada... ajá, ahora resulta que se ríe... y me dice... es que vimos algo que sobreslía del agua y pensamos que era una aleta de algún tiburón!... asi que mis pies flotando les hicieron creer que estaban ante un tiburón... :D.

A veces llegábamos y alcanzábamos a ver a los delfines saltando y jugando no muy lejos de la playa... pero eso si, tiburones nunca escuchamos de alguno... si de todas las aguasmalas que ya les platiqué que me quemaban, pero eso es otra cosa.

Si, pensándolo bien, qué bueno que a mi papá lo mandaron a ese pueblo polvoso, pero en el que pasé años muy felices.


Y aqui les dejo un link... algo sobre Cochorit :)


http://images.google.com.mx/imgres?imgurl=http://3.bp.blogspot.com/_tnRM_2Tcfbo/SYuzPBOFp8I/AAAAAAAAD48/eHWJZojNIAg/s400/cochorit.jpg&imgrefurl=http://enigma900.blogspot.com/2009/02/monstruo-marino-en-la-playa-de-cochorit.html&usg=__XlfO56wRVippMKE3ySlzf4ZYO3k=&h=269&w=400&sz=18&hl=es&start=1&tbnid=MwcMb-EX5KQ72M:&tbnh=83&tbnw=124&prev=/images%3Fq%3Dplaya%2Bde%2Bcochorit%26gbv%3D2%26hl%3Des%26sa%3DG


EMPALME

Lo puedes localizar al sur del Estado de Sonora, colindando al norte con el Municipio de Guaymas, al sur con el Mar de Cortés, al este con la reservación Yaqui, Municipio de Guaymas y al oeste con la laguna del Rancho y el Estero del Sahueso. Empalme nació como Comisaría del Puerto de Guaymas y el 3 de mayo de 1937 fue declarada municipio. Empalme fungió como testigo de las batallas del sitio de Guaymas, por las fuerzas del Gral. Obregón, en Tres Jitos y Batamotal. Empalme cuenta con 30 Km. de blancas playas de pendiente suave, desde Punta Calaveras, Playa del Sol, Cochorit, Paredones y los Dolores hasta el Morrito Inglés. Un espectáculo único se repite los primeros meses de cada año: ballenas procedentes de aguas frías buscan las cálidas aguas del Mar de Cortés para reproducirse. El litoral de Empalme ofrece al visitante esta extraordinaria experiencia. También cuenta con un parque de cactus gigantes, de milenaria edad, con más de tres metros de altura, ubicado en la Colonia ElSahuaral al noreste de la población. Además de un museo localizado en el jardín del Sindicato Ferrocarrilero. Enclavado en una posición geográfica privilegiada, con playas que son bañadas por el majestuoso Mar de Cortés, Empalme es un prospero municipio que arriba al tercer Milenio con energías y entusiasmo para estar a la altura de una ciudad en franco crecimiento.



1 comment:

Tiburon said...

Que bueno que ya regresaste a escribir. Nunca nos habás platicado de la raya negra! Es increíble de como uno se puede acordar todavía de tantas cosas.
Saluditos!