Wednesday, June 14, 2006

Mi papá


En un día 13 de junio de 1975, le dije hasta luego a mi papá. Tenía 57 años de edad.
Todos durante la vida y con tratos de la gente, va haciendo su modo de ser, no el carácter, pues ese es desde siempre, pero nos vamos moldeando, y mi papá tuvo muchísimo que ver conmigo.
Sus consejos siempre fueron muy sabios, recuerdo que siempre me decía que una persona tiene que luchar por sus principios, que la tenacidad tiene que estar presente siempre, no darse por vencido y al contrario, en cualquier viscisitud sacar extra fuerzas para salir adelante, siempre ser uno mismo, no tener dos o tres caras o ser veleta e ir hacia donde sopla el viento.
Esos son unos de los muchos consejos, siempre dados con paciencia, nunca con enojo, no recuerdo a mi papá gritándome.
Algo que no soportaba eran las mentiras, la hipocresía y que dijéramos malas palabras.
Cuando tenía algo que aclarar conmigo, me invitaba a sentar y me preguntaba lo que quería saber, siempre llegábamos a un acuerdo, si yo estaba equivocada lo aceptaba y nunca le echaba la culpa a alguien más de mis errores, eso es muy importante para mi, siempre aceptar las culpas y si merecía algún castigo, estaba bien, la injusticia eso es lo que yo no aceptaba.

Mi papá era muy fuerte físicamente, recuerdo que se paraba y les decía a mis tíos, si me mueven entre todos de aqui, les doy, no se, unos centavos, cualquier cosa, y lo que ellos querían no era realmente lo que iban a sacar de eso, sino demostrarle a mi papá que entre todos lo podían mover. Nunca pudieron jajaja.
Nos hacía juguetes, nos llevaba de paseo, a mi me sacaba mucho, me imagino que por ser la mayor. Además de que era muy joven, no representaba la edad que tenía. Recuerdo que cuando nos sacaba a pasear a mi hermano Paco y a mi, nos decía (enfrente de mi mamá) por favor, cuando me hablen, no me digan papá, díganme tío :O). No habíamos dado dos pasos fuera de la casa cuando mi hermano empezaba a gritarle... PAPÁ... mira ésto, dame aquello. Solo recuerdo su sonrisa :).
Le gustaba jugar basket ball y lo hacía bastante bien, siempre íbamos a los juegos a echarle porras :)
Ah... y siempre, todas las noches nos contaba un cuento, siempre el título era el mismo: "El Buen Hombre y la Mala Mujer" por supuesto él era el buen hombre y claro que a mi mamá le tocaba ser la mala mujer jajaja, todos los días nos lo contaba, siempre eran aventuras distintas y claro, siempre él era el héroe :)... aunque ya sabíamos la trama principal, siempre esperábamos nuestro cuento antes de irnos a dormir.
Qué les puedo contar de mi papá, era una persona que hacía amigos fácilmente, era amigo de todo mundo, todos lo querían mucho, era una persona muy noble.
Los domingos en la mañana, se iba muy temprano al mercado y cuando nos levantábamos ya estaba el desayuno preparado por él.
Hacía unas salsas riquísimas, guisaba de maravilla, de él aprendí a hacer las donas y las tortillas de harina, (debo decir que nunca me han quedado tan bien como a él) que siendo 6 hijos, tenía que hacer muchas, y a veces en cuanto salía una volaba y nunca terminaba :)
Ya les iré platicando más sobre él, pero no quise dejar de platicarles de su abuelo o "bolo" como le puso René y Gerardo, en esta fecha.

Hasta luego papá, porque estoy segura que te volveré a ver :)
Se te extraña siempre y gracias por todo, te quise y te sigo queriendo muchísimo.

8 comments:

Eri-Eri said...

Hola!!
Llegue x Lydia, es tu hija no??, me gusto como hablaste de tu pa y sabes el cierre me hizo llorar!! gracias a Dios aun tengo a mis padres y t juro pido x ellos y pido q esten conmigo x siempre!!
bueno q rico q tengas tan bellos recuerdos!! sabes yo tambien creo q lo volveras a ver CLARO Q SI!!
Recibi un beso y t seguire leyendo!!

tiburón said...

Hola mamá bonito como siempre, por cierto cuando me pasas la receta de las donas? Ah y yo tendré que contar la historia del ogro y la princesa encantada.. porque será jajaja, bonita la historia, y la foto como de película. Abur :0)

malintzi said...

Hola eri, si, Lydia es mi hija, gracias por tus palabras y gracias por visitarme, espero verte seguido por aqui, un abrazo.

malintzi said...

Hola Lydia, qué bueno que te gustó y si, tenemos pendiente esa receta :O)
El cuento del ogro y la princesa encantada??? me suena, me suena jajaja
Saludos a todos en Holanda y para ti un abrazo muy muy fuerte :)

Anonymous said...

Me gusto, sobre todo el cariño que se siente todavia presente.
Saludos.
Mandy

Lizette said...

Má, me hubiera gustado mucho conocer a mi abuelo, parece ser que fue un hombre muy querido y ahora muy extrañado. Te mando muchos besos!! Hoy nos fuimos a Bonn y a Köln. Hay miles de mexicanos en ésta región.

malintzi said...

Hola Arman:
Me da gusto que me visites de vez en cuando :)
Muchos saludos y un abrazo a todos tus hombres, que también son un poco míos :)

malintzi said...

Si Lizette, te hubiera caído muy bien tu abuelo y tú a él,estoy segura.
Qué bueno que se fueron a Bonn y a Colonia, espero que Somi no haya olvidado su cámara de video.
Muchos besos y síganse divirtiendo y ya se que hay muchísimos mexicanos ahora en Alemania, esperemos que pasado mañana ganen!!